890 millones de euros en infraestructuras parados y sin uso en la Comunitat Valenciana

Pasan los años y la situación sigue sin cambios. Las inversiones en infraestructuras hídricas en los últimos años han regado la Comunitat con decenas de millones de euros, pero sin solventar el problema del déficit hídrico.

El Gobierno ha gastado casi 900 millones en infraestructuras hídricas que o bien se encuentran paralizadas desde que concluyeron las obras o bien están infrautilizadas. Es el caso de las cinco desalinizadoras construidas al amparo del Programa Agua, del trasvase Júcar-Vinalpó y de otras instalaciones como la desnitrificadora de l’Eliana.

Las obras del trasvase Júcar-Vinalopó terminaron en 2011 y desde entonces apenas han pasado por las conducciones una treintena de hectómetros cúbicos. La infraestructura tuvo un coste cercano a los 400 millones.

Esta transferencia, tal y como afirman en Lasprovincias fue concebida para paliar las necesidades hídricas del Vinalopó alicantino, una comarca en la que existe un grave problema de sobreexplotación de los acuíferos. La primera piedra se colocó en 2002. Tras una serie de avatares, entre los que se encuentra el cambio de toma de Cortes de Pallás al Azud de la Marquesa en Cullera, las obras no se terminaron hasta 2011. La primera transferencia se materializó en julio de 2014 cuando se enviaron 12 hectómetros cúbicos. Desde entonces sólo se han trasvasado una treintena.

Un comentario sobre “890 millones de euros en infraestructuras parados y sin uso en la Comunitat Valenciana

  • el febrero 4, 2019 a las 9:48 pm
    Permalink

    Ha sido invertido en nada como eso he visto en la historia de ningún lugar más allá en el mundo.
    En Valencia se ha invertido como campeones!

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook
Facebook
Google+
Google+
https://enpunt.es/890-millones-de-euros-parados-y-sin-uso-en-la-comunitat-valenciana
YouTube
YouTube
Instagram